Los relojes

Ya se porque no me gustan los relojes. Porque cuando eres feliz y estás donde quieres estar. En el minuto concreto, en el segundo preciso estás donde de verdad quieres y no hay ningún otro lado más donde te gustaría estar, entonces no tienes ganas de mirar el reloj. Porque no hace falta, porque es algo innecesario, estúpido, absurdo. Y a mi, me gustaría no tener que mirar nunca el reloj.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s