Tupac Katari

Tras ser capturado y torturado fue sentenciado a muerte por haber liderado una rebelión contra los españoles en el Alto Perú. Antes de ser ajusticiado la tradición oral dice que antes de morir dijo en aymara:

¡A mi solo me están matando, sobre mi, miles de millones volveremos…! (Naya saparukiw jiwayapxitata, nayxarusti waranqa, waranqanakaw kut’anixa…)

Después sus extremidades fueron atadas a cuatro caballos para que tiraran de ellas y lo despedazaran. Cada una de ellas fue repartida en una zona del Alto Perú como aviso a los indígenas de lo que les pasaría si volvían a levantarse contra el Imperio. Sin embargo su historia demuestra lo que él mismo dijo: le mataron, le ajusticiaron, le descuartizaron pero Bolivia logró la independencia en 1825.

Así que finalmente, Katari venció.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s